Preparando Blenheim (I)

Haciendo el Pesebre en pleno Agosto

 

¡Saludos wargameros!. Una vez cargadas las pilas tras las vacaciones de verano  os traigo un artículo de escenografía.

Han sido unas semanas veraniegas muy ajetreadas. Por motivos personales no he podido desplazarme de mi lugar de residencia, y he aprovechado el tiempo para avanzar en un proyecto que tenia en mente desde hace varios meses: preparar una mesa para recrear la batalla de Blenheim (1704) en las jornadas de Alpha Ares de este año 2017.

Las jornadas son una de las citas más importantes a nivel nacional de nuestro hobby, organizadas por el club de wargames decano de nuestro país Alpha Ares. Este año se celebrarán el 18 de Noviembre, como siempre en Barcelona.

Por supuesto allí estará tiradadedados.com. Una de las mesas de juego que organizaremos será esta sobre Blenheim. 2,40×1,20m de mesa repleta de escenografía para recrear la famosa batalla con más de 2.700 miniaturas de 6mm con el reglamento Twilight of the Sun King. Aprovecharé la ocasión para explicaros paso a paso como he ido preparando todo el conjunto.

La mesa

Si recordáis este video adivinaréis en seguida como he construido la base del terreno. Y si no lo habíais visto ¡ya estáis tardando!.

Efectivamente, he puesto en práctica la teoría de como hacer un tapete texturizado aplicándolo  a gran escala con un resultado de lo más satisfactorio. Y sobre todo porque una vez enrollado apenas ocupa espacio, condición indispensable si quiero seguir felizmente casado.

Lo primero de todo era recortar el lienzo con unas medidas algo mas grandes que el tamaño de la mesa (en total 2,50×1,30m), y dibujar sobre él un sencillo boceto para tener ubicados los caminos, ríos y núcleos urbanos a pintar:

 

Vemos en esta imagen como está el lienzo subdivido en cuadrantes y con los dibujos por donde discurrirán los ríos, un camino un puente y la ciudad de Oberglau.

Una vez tengamos claro donde irá cada cosa, empezaremos a darle una primera capa de pintura texturizada (mezcla de acrílico, arena y silicona):

Empecé a pintarlo por tramos, tensionando el lienzo con pinzas. Pronto deseché la idea…
…y extendí por completo el lienzo en el suelo y lo pinté en conjunto. Mucho más práctico y rápido.
Aquí lo tenemos ya finalizada la primera capa.

Hasta aquí vamos bien, es una tarea relativamente rápida y sencilla. Ahora empieza un auténtico trabajo de chinos. Empezaremos a remarcar los bordes de los caminos y los ríos con matorrales y césped para que destaquen más. Es entonces cuando te preguntas porque escogiste un escenario con tantos caminos, ríos y afluentes…

Los matorrales parecian buena idea en el primer tramo…
Y sí el resultado es bueno, pero a costa de horas y de dejarme las rodillas.
Aquí lo propio con el río.

Últimos retoques

Tras varias horas de minimalismo con el césped y los matorrales terminé la fatigosa tarea. Después  procedí a darle otra capa de pintura texturizada para homogeneizar la base y darle una luz a los caminos.

Aproveché para colocar mas matorrales y césped de manera dispersa que quedaría pegada con la propia pintura. También para hacer un ensayo de campos de cultivos:

Esto ya va cogiendo forma.

Para ir finalizando ya solo quedaba dar unos cuantos retoques a la pintura, esta vez con aerógrafo. Estuve probando diferentes tonos y combinaciones hasta que me decidí por dejarlo así:

Como podéis observar apliqué unas luces a los bordes de los caminos y los ríos, así como acabé de remarcar con un tono más oscuro el interior de las carreteras. El resto fue hacer unas “manchas” con diferentes tonos de verdes y marrones para dar más profundidad al terreno de “hierba”. Seguramente antes de las jornadas acabaré de retocarlo, pero acabé bastante satisfecho con el resultado.

Este paso puede llevar desde unas pocas horas ¡¡¡hasta varias semanas!!!. Dependerá del grado de detalle y perfección que se le quiera dar al lienzo, toda vez que se ha optado por no recubrirlo de césped por completo.

Y por último quedaba retocar el río. Tras aplicarle una primera capa de barniz brillante, opté por cubrir toda sus superficies con silicona líquida, y aquí tenéis el resultado:

Mmm, not bad.

Y después de tener el comedor hecho un cristo varios días, tocaba plegar velas.

¡¡¡Que comodidad poderlo enrollar!!!

Pues hasta aquí hemos llegado por hoy. Este ha sido la primera parte de lo que serán una serie de artículos sobre la mesa y el escenario que organizaremos. En un próximo artículo explicaré paso a paso la escenografía que estuve haciendo para llenar el terreno. Como siempre vuestras opiniones y comentarios serán bien recibidos. ¡Nos vemos pronto en la sección de wargames!.

 

4 pensamientos en “Preparando Blenheim (I)”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *